bottom 2

Observación..
Desde que el moho se volvió a adueñar de mis bocinas.. me he vuelto adicta a la arena, la brisa que me deja salada.. y ya no huyo de las olas, ahora dejo que me mojen los pies en la orilla.

4 comentarios:

Javier dijo...

mojar los pies en la orilla siempre es rico...

Daniel Ricardo dijo...

eso significa q ya te gusta el puerco?

HEY adorarías ver cual es la palabra q me pide para postear: SAPOMAR! XD

liebrediezmarzera* dijo...

dicen que el arenero
se vuelve caracol de mar.
y deja rastros de arena en lo ojos al despertar*

miky dijo...

mmmm interesante